III y IV Jornadas OPTIMA LAB: Conociendo a Nuestros Clientes

OPTIMA LAB es una red productiva que ayuda a personas y organizaciones a ser más efectivas para lograr sus resultados por medio del aprendizaje basado en la experiencia y nuevas metodologías centradas en las personas

Collage OPTIMA LAB Jornadas Innovación Elche 2015

OPTIMA LAB – Jornadas Elche 2015

Decía Peter Drucker que “el resultado de un buen trabajo es un cliente satisfecho“. No puedo estar más de acuerdo con esta afirmación, no sólo desde su planteamiento teórico sino también desde mi propia experiencia. Mi vida profesional ha estado siempre vinculada a la relación con clientes y mis experiencias comerciales de éxito siempre han llegado como consecuencia de la satisfacción de esa relación. La realidad es que, en el fondo, no hay mucho más. Sin satisfacción en el cliente, no hay proceso de relación comercial sostenible en el tiempo ni prescripción hacia potenciales clientes, los dos factores claves para cualquier actividad comercial. Sin satisfacción no hay presente y no habrá futuro.

Pero, ¿cómo se puede alcanzar esa satisfacción?. ¿Cómo conseguir una relación real de confianza con un cliente?. ¿Es realmente posible?. Y si es posible, ¿cuál es el primer paso que debemos dar para emprender junto a los clientes ese camino?.

Durante los meses de Junio y Septiembre han tenido lugar, respectivamente, las III y IV Jornadas de OPTIMA LAB (puedes buscar el hastag #optimalab en Twitter para acceder a la difusión que hicimos en redes sociales). Estas jornadas han estado centradas en cómo definir, desarrollar y trabajar el branding de la red desde el conocimiento de nuestros clientes. Como comenta José Miguel Bolívar en su crónica de las jornadas, el planteamiento comercial no invasivo de la red fruto de nuestro enfoque y sentir artesano hace del branding una herramienta indispensable para aportar información y conocimiento sobre nuestra actividad.

Juanjo Brizuela - III Jornadas OPTIMA LAB (foto de Paz Garde)

Juanjo Brizuela – III Jornadas OPTIMA LAB (foto de Paz Garde)

En estas jornadas hemos reflexionado mucho sobre los clientes con los que trabaja OPTIMA LAB: quiénes son, qué sienten, qué necesitan, qué miedos tienen y qué virtudes les definen. Todo ello facilitado y acompañados de Juanjo Brizuela, maestro artesano experto en branding y de una sensibilidad envidiable sobre las sensaciones de los clientes. Me sentí muy cercano a los planteamientos y reflexiones de Juanjo en cuanto a la necesidad de empatizar, conocer, pensar y sentir como nuestros clientes. Eso sí, haciéndolo de verdad y no como un slogan de marketing vacío industrializado. Porque detrás de cada cliente hay una persona con sus circunstancias y sensibilidades particulares y, en mi opinión, desde esa perspectiva debe enfocarse una sincera relación de confianza como comentaba al inicio del post. Gracias a las dinámicas realizadas en el taller con Juanjo somos más conscientes de la realidad de nuestros clientes.

Por otra parte, también hemos trabajado en verbalizar y escribir (como puedes ver en la cabecera del post) qué es OPTIMA LAB. Fue un momento muy especial del último día de las IV Jornadas, un ejercicio enriquecedor y que siempre tuvo, de manera consciente y sincera, a los clientes en el centro y la preocupación e interés genuino de cada miembro de OPTIMA LAB en trabajar con ellos. Resulta evidente que de la propia definición de lo que representa OPTIMA LAB se desprende el propósito de aportar valor. Un valor real, genuino y artesano. Un valor nacido de la experiencia propia  y de la experiencia integrada del trabajo de cada miembro de la red. Un valor real, no porque nos miremos el ombligo y lo digamos nosotros, sino porque lo experimentan, sienten y trasmiten nuestros clientes. Un valor que creamos con ellos, no un simple valor añadido.

Naira Pérez de Villareal - IV Jornadas OPTIMA LAB (foto de Antonio José Masiá)

Naira Pérez de Villareal – IV Jornadas OPTIMA LAB (foto de Antonio José Masiá)

En las jornadas de Septiembre celebradas en Las Matas (Madrid) contamos también con la presencia de Naiara Pérez de Villareal, consultora artesana y toda una especialista en el sector de Internet y redes sociales que siente verdadera pasión por su trabajo. Con ella empezamos a reflexionar y definir una estrategia más efectiva para nuestro branding como red en Internet, siempre respetando nuestros valores artesanos, compartiendo conocimiento y trasmitiendo lo que somos y lo que hacemos con claridad, armonía y, por supuesto, efectividad.

 

Lo cierto es que OPTIMA LAB ha tenido una evolución evidente desde la celebración de las I Jornadas de El Escorial en Septiembre de 2014. Hemos vivido muchas experiencias, hemos trabajado intensamente dando lo mejor de cada uno para contribuir al desarrollo de la red, hemos puesto en práctica nuevas formas de colaboración y trabajo, se han afianzado los lazos entre los integrantes de la red, hemos fallado y aprendido (unos más que otros ;-)), … Continuamos manteniendo reuniones virtuales periódicas, trabajando de forma asíncrona y síncrona por diferentes medios y poniendo en práctica nuevos métodos buscando ser cada vez más efectivos, demostrando con la experiencia que este modelo de trabajo en red es posible. Creo que en este año hemos realizado muchas más cosas de las que somos conscientes. Desde donde empezamos, hasta donde estamos, hay un salto cuantitativo y cualitativo enorme.

No quisiera finalizar estas reflexiones sin dar las gracias a todas las personas que han hecho posible estas jornadas OPTIMA LAB. Agradecer a Silvestre Segarra la extraordinaria gestión de las III Jornadas celebradas en Elche en el mes de Junio, a José Miguel y Paz la organización de las IV Jornadas celebradas en Las Matas (Madrid) en Septiembre (desde aquí mis disculpas por no haber podido disfrutar todo lo que me hubiese gustado de los estupendos momentos de networking). También dar las gracias a Juanjo y Naiara por compartir con nosotros su experiencia y abrirnos las puertas de nuevos aprendizajes, y a Pablo Ortuño, quien nos acompañó en Elche para retratar e inmortalizar en unas extraordinarias fotografías nuestras sesiones de trabajo (fotografías muy bien aprovechadas, por cierto, por el maestro Antonio José Masiá, siempre inquieto para sacar la creatividad que lleva dentro como podéis observar en los geniales collages con los que nos ha obsequiado a todos los miembros de la red). Gracias a todos los miembros de OPTIMA LAB: Antonio JoséCruz, Jero, Jesús, Quique, Paz y, por supuesto, a José Miguel por embarcarnos en este viaje. Y por último lo más importante, si me lo permite el resto, agradecer la paciencia y comprensión de mi familia en un año que está siendo particularmente intenso y cargado de emociones.

Gracias a todos por hacer posible estas magnificas jornadas y vayamos preparando las siguientes, porque mejorar la efectividad es clave para las personas y organizaciones en el siglo XXI.

8 pensamientos en “III y IV Jornadas OPTIMA LAB: Conociendo a Nuestros Clientes

  1. José Miguel Bolívar

    Enhorabuena por el post, David. Me ha encantado. Como profesional cuya actividad ha venido marcada por el trato constante con clientes, tu feedback sobre estas jornadas adquiere un valor especial para mí. En el trabajo del conocimiento, nuestro trabajo, es muy importante hacer bien las cosas, por eso nos definimos como artesanos, pero es todavía más importante hacer las cosas correctas. Conocer, entender y desarrollar soluciones que aporten un valor real a las necesidades de los clientes es más que un compromiso ético. Es la única forma de diferenciarse y destacar en un mercado saturado de oferta y en constante cambio y evolución. Tenemos clientes de verdad, con los que colaboramos en proyectos de verdad. Eso necesita que ofrezcamos valor de verdad y que nuestro compromiso sea de verdad. Como muy bien refleja tu crónica, estas jornadas han ido precisamente de todo esto.
    Y quiero darte gracias de forma especial por el compromiso y esfuerzo que has demostrado con tu participación activa en estas jornadas, a pesar de la complejidad de las circunstancias en las que te encontrabas. Enormes gracias. De verdad.
    Un fuerte abrazo

    Responder
    1. David Sánchez Autor

      Me alegro de que te haya gustado 😉

      El acercamiento artesano a los clientes no es tan habitual como debería ser. Ese acercamiento incluye, desde la sinceridad, decir no a algunos proyectos si las circunstancias así lo determinan (hacer lo “correcto”). En el acercamiento comercial tradicional, nunca se dice no y, además, se trata de hacer cambiar la opinión de un cliente incluso en contra de sus intereses (hacer lo “incorrecto”). Hay mucho por hacer con respecto al enfoque comercial artesano.

      Por último, ¡mi compromiso trata de ser proporcional a la gratificante experiencia de trabajar juntos y al propio compromiso y aprendizaje que nos pones a disposición! 😉

      Un abrazo

      Responder
  2. Cruz Guijarro

    Magnifica crónica haciendo hincapié en el trabajo realizado pensando en el cliente, sin duda el gran olvidado, en el diseño de productos. Como artesanos es trascendental, el hecho de que estamos centrados en las personas. Enhorabuena David, y ha seguir trabajando, que esto coge velocidad de crucero.

    Responder
  3. Juanjo Brizuela

    Muchísimas gracias David… de todo corazón.
    Me ha encantado leer estas cosas y ver que el enfoque propuesto encaja en vuestro proyecto. Es lo mejor que puede pasar a una persona, consultor como yo. Ver cómo se puede ser de total utilidad.
    Espero que el proyecto siga creciendo poco a poco y espero también que ese punto de vista lo llevéis con vosotros. Sabed que estaré vigilante y atento y sobre todo dispuesto, mucho, a ayudar más si es preciso.
    Un enorme abrazo y mucha fuerza.

    Responder
  4. Jesús Serrano Ducar

    Felicidades David, me ha encantado el enfoque artesano que le has dado a la crónica, centrando tu mensaje en las personas, en aportar valor de manera efectiva y demostrando que nuestro trabajo, en red, es un ejemplo de ello.
    Abrazo fuerte y a seguir criando cantera que dice el maestro Jero.
    Jesús

    Responder
  5. Pingback: Control y Perspectiva te desea Felices Fiestas | Control y Perspectiva

  6. Pingback: Gracias 2015. Gracias a todos. | Control y Perspectiva

  7. Pingback: V Jornadas OPTIMA LAB: construyendo el futuro de la efectividad personal | Control y Perspectiva

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *